Emprendimientos femeninos

por | 23 Feb 2016 | , , , | 2 Comentarios

MLuz

MLuz

Cofundadora at Wemum
MLuz

Latest posts by MLuz (see all)

emprendimientos femeninos
emprendimientos femeninos, yes we can!
Esta crisis que padecemos desde hace ya casi siete años ha traído algunas consecuencias positivas a nuestra sociedad; el sentido de comunidad y solidaridad se han incrementado, y por otro lado la creatividad y el espíritu innovador de muchos se ha puesto en marcha para poder salir a flote entre tantas dificultades. Como madres trabajadoras, que gracias a la crisis cada vez somos menos trabajadoras pero estamos más ocupadas, tenemos que reconocer que también hemos experimentado una importante consecuencia positiva.

Seamos sinceras, ¿cuántas de nosotras estamos secreta (o abiertamente) agradecidas a esta apabullante crisis económica por habernos permitido criar a nuestros hijos en primera persona? Yo levanto la mano la primera. Antes de la crisis, y de que nacieran mis hijos, yo dedicaba más de 12 horas diarias a un lucrativo trabajo que, a pesar de poder realizar desde casa, por el tiempo de dedicación que me exigía y por el estrés que me generaba, enseguida vi que me resultaría difícil de hacer compatible con la crianza de mis hijos. Pero, oh, maravilla, que mis hijos y la crisis llegaron al mismo tiempo, y ya no tuve que romperme más la cabeza. El viejo debate entre dedicarme a mi vida profesional, léase: trabajar cada vez en peores condiciones por menos; o dedicarme por completo a la crianza y educación de mis hijos “abandonando” el sueño profesional al que había consagrado tantos años de estudio (bueno, en realidad no tantos), se vio resuelto por arte de magia, o de economía. Y mientras algunos bienintencionados se lamentaban del negro devenir de mi suerte yo me sonreía para el cuello de mi camisa para decir “gracias, gracias por esta oportunidad”.

Parece ser que las mujeres sólo tenemos dos caminos cuando llegamos a la maternidad:

  • El primero, o modelo “yo puedo con todo”, consiste en incorporarte a tu puesto de trabajo una vez pasada la exigua baja de maternidad, como si nada hubiera pasado. Puedes acogerte a una excedencia de hasta un máximo de 3 años o a una reducción de jornada, sólo en el caso de que seas empleada por cuenta ajena, si eres autónoma ya puedes olvidarte, y a sabiendas de que tales derechos pueden perjudicar seriamente tu futuro y situación dentro de la empresa. Y cuando termina tu jornada laboral, empieza la otra, pero ya estás agotada, agobiada y con ese enorme sentimiento de culpa tan típico nuestro.
  • El segundo, o modelo “qué antigua te has quedado”, consiste en abandonar tu vida profesional hasta no se sabe cuándo y dedicarte por completo a la educación de los hijos y al hogar.

Sobra decir que la elección de tanto uno como otro camino atormenta a las mujeres lo indecible, pues o bien sufrirán por el sentimiento de culpa por sentir que sus hijos crecen sin ellas o bien sufrirán por haber dejado de lado una vida profesional con el consiguiente desprestigio social, además de la merma de sus ingresos y la posible pérdida de su independencia económica. Pero la enorme crisis económica en la que está sumida España y media Europa ha permitido que nos replanteemos los viejos esquemas y dogmas empresariales que hasta el momento han regido nuestras vidas. Que la crisis haya coincidido con los años de crianza del primero y segundo hijo ha hecho que muchas mujeres se hayan replanteado este viejo modelo económico y social, y se hayan puesto manos a la obra para crear el suyo propio.

Cada vez son más las mujeres emprendedoras que en solitario o compañía ponen en marcha pequeños negocios on-line o físicos, lo que no solamente les permite sanear sus finanzas y hacer algo que realmente les gusta, sino que también les permite conciliar de forma auténtica su vida como madres. La maternidad asimismo es una excelente oportunidad para cuestionar el modelo de vida que se tenía antes de la llegada de los hijos y permite conectar con nuestras verdaderas pasiones. De repente un ejército de mujeres emprendedoras inunda la red y la calle: fotógrafas, cocineras, talleristas, modistas, diseñadoras, maestras, empresarias con una nueva visión de empresa más respetuosa… ¿Cuántos años hemos estado esperando que llegara el gobierno de turno para ofrecernos en bandeja un modelo real de conciliación familiar y laboral? ¿Cuántas veces nos hemos lamentado de lo duro que es para las mujeres sumirse en la maternidad sin poder flexibilizar horarios y tareas? ¿O simplemente de lo fácil que lo tienen ellos que siguen trabajando lo mismo por más, sin contar con las tareas relacionadas con el hogar y el cuidado de los hijos?

Cada vez es más evidente para mí que todos los cambios que queramos ver en nuestras vidas tenemos que realizarlos nosotras, y lo estamos logrando, por nuestra independencia económica y familiar. Desde aquí animamos a todas las mujeres a que busquen ellas mismas de qué forma pueden lograr que su vida laboral y familiar adopte la forma que ellas mismas desean, que no dejen que el viejo modelo de empresa las tiranice y les prive el derecho de vivir su maternidad plenamente y de evolucionar como profesionales.

Luz Morcillo. Wemum

2 Comentarios

  1. Mamigeo

    Me encantaría encontrar mi idea de negocio para poder estar más en casa con los polluelos, estoy en la busqueda

    Responder
    • MLuz

      Muchas veces el autoempleo es la solución más eficaz. Pero no nos olvidemos de que la sociedad entera debería favorecer la conciliación real a las familias que crían peques. Mucha suerte en tu búsqueda!

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This
Leer entrada anterior
Barreras Arquitectónicas, Ciudades Exclusivas

El barrio de Moratalaz se ha hecho famoso durante los últimos días por comprometerse a instalar el primer parque infantil...

Cerrar